El objetivo de la certificación de personas es aportar confianza en la competencia de un individuo para realizar determinadas actividades. Según la norma ISO/IEC 17024, a partir de la cual se acreditan OC que realizan certificación de personas, la competencia se entiende en este contexto como “la capacidad para aplicar conocimientos y habilidades para lograr los resultados previstos” (2).

En este caso, el alcance debe, en primer lugar, especificar la ocupación que se va a calificar (denominada “personal certificado” en la solicitud de acreditación, punto 2.3), por ejemplo: albañil, plomero, electricista, locutor de radio, entre muchos otros.

En algunos casos, puede haber, a su vez, diferentes especialidades dentro de una ocupación determinada (llamadas “categorías de personal”), aunque este no siempre sea el caso; a saber:

  • Personal certificado: Operario en elaboración de prefabricados de hormigón
  • Categoría de personal:
    • Operario especializado en elaboración de prefabricados de hormigón – molde y estructura
    • Operario especializado en elaboración de prefabricados de hormigón – fundición y acabados

(En caso de que no hubiera categorías de personal, se anotará la misma información que en la columna de personal certificado.)

Para certificar a personas, los OC deben basarse en esquemas de certificación específicos para cada oficio. A partir del esquema, los OC conceden la certificación de personas; estos documentos deben estar disponibles en la página web del organismo. Los esquemas de certificación también forman parte del alcance de acreditación; debe apuntarse el código del documento y el número de la versión.

A su vez, los esquemas se desarrollan a partir de perfiles profesionales —como, por ejemplo, los elaborados por la SETEC—; estos deben especificarse en la tabla del punto 2.3 de la solicitud de acreditación, en la columna “Documento normativo”.

Clic aquí para regresar al documento Alcances de acreditación para OC